. . .

Mundo Medieval: Eslovaquia pretende convalidar tortura psicológica afectando el Aborto Legal

Una legislación que causó el repudio internacional y en particular de los países integrantes de la Unión Europea. Se sumaron distintas organizaciones abocadas al tema. En síntesis, el es Estado Esloveno pretende que antes de ejercer el derecho al aborto (legal en ese país y en la mayor parte de la UE), deban ver de manera obligatoria, el feto y sentir el “latido cardiaco fetal” antes de tomar la decisión.

Lo cierto es que, en los países donde el aborto es legal y en los que la mujer decide sobre el derecho del procedimiento, los datos estadísticos demuestran dos conclusiones muy interesantes. Por un lado, la reducción que en algunos países llega al %50 de fallecimientos de mujeres que deben recurrir al aborto clandestino. Por otro, el número de abortos disminuye de manera sensible. 

De acuerdo a lo que se puede deducir de las estadísticas, la disminución de los abortos se debe, en gran parte, a que esta decisión implica un registro formal en el sistema de salud y por otro, el complemento de un amplio trabajo en educación sexual integral en todos los niveles educacionales.

Como lo mencionamos, varias organizaciones se manifestaron al respecto. Entre las más destacadas, se menciona una carta abierta rubricada por Human Rights Watch, Amnistía Internacional, Marie Stopes International y la Campaña internacional por el derecho de las mujeres al aborto seguro. Literalmente, expresan: “No hay ninguna razón médica para los cambios propuestos.. Esta legislación es un claro intento de revertir los derechos reproductivos de las mujeres de Eslovaquia. Si se adopta, dañará la salud y el bienestar de las mujeres, obstaculiza su acceso a la atención segura del aborto y violará las obligaciones internacionales de derechos humanos de Eslovaquia.”

Y agregan: “Según las pautas de aborto seguro de la Organización Mundial de la Salud, no hay motivos médicos para los cambios propuestos. Más bien parecen tener la intención de crear barreras para obtener el aborto, y hacemos un llamado a todos los parlamentarios para que rechacen esta propuesta regresiva.

Si se adopta, Eslovaquia se convertirá en el único estado miembro de la UE que impondrá tales requisitos a las mujeres y establecería un precedente peligroso para otros países de Europa“.

Las perspectivas de que esta legislación prospere son altas a pesar de que la gran mayoría de la población no la convalida.La propuesta, calificada de “perversa” por las organizaciones de derechos civiles, lleva la firma de tres diputados del conservador Partido Nacional Eslovaco. La intención, arguyen sus promotores, es “asegurar que la mujer está informada del estado de su embarazo” antes de proceder a la intervención. Las enmiendas a la ley, que también incluyen penalizaciones a la publicidad de clínicas abortivas o diseminación del aborto, no tienen precedentes ni paralelismos en Europa, aunque sí con Estados Unidos, donde alguno de los estados imponen obligaciones similares a la mujer con la intención de disuadir.

Loading...